Placeres cuasi diarios

Estos meses primaverales uno de los grandes placeres casi diarios han sido los paseos con mi querida Manuela.

Ejercitando nuestra memoria con juegos de palabras o conversando.

Unas veces solas y otras en compañía de vecinos de Lourido o Solmayor.

En todos los casos disfrutando de cada paso, por estar juntas aquí y ahora.

¡Gracias mamá!

Esta entrada fue publicada en Sin categoría y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a Placeres cuasi diarios

  1. Pily dijo:

    Cómo me gustan esos bancos!!!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *